top of page
Buscar
  • Foto del escritorIram Cabrera

La educación especial en México

La educación especial en México

Brenda Cortés ha dedicado su vida profesional a la educación especial en un Centro de Atención Múltiple (CAM). Es licenciada en psicología y cuenta con dos maestrías, en terapia psicoanalítica y en educación, se ha especializado en los trastornos del desarrollo y recientemente en el síndrome de Down.

La licenciada en psicología comenzó a trabajar en esta especialidad cuando se encontraba al final de su carrera, su primer acercamiento fue como “sombra” de un niño de 5to de primaria, el trabajo de una “sombra” consiste en ser un acompañante terapéutico que ayude al niño a acoplarse al comportamiento social en una escuela. Este trabajo le permitió identificar otros factores que intervienen en las barreras que enfrentan las personas con alguna discapacidad.

La maestra en educación lleva 11 años trabajando con niños que padecen algún trastorno del desarrollo y en el 2016 se integró al CAM que pertenece a la Secretaría de Educación Pública (SEP) se desempeña en el área de psicología donde estudia todos los procesos cognitivos de cada estudiante realizando una evaluación al inicio del ciclo escolar, una intermedia y una al final.

En el área de psicología también abarca la situación socioemocional de los alumnos, docentes y familiares para poder brindar una formación completa ajustada a las necesidades que cada uno requiera.

La psicóloga denunció que no cuentan con planes ni programas de estudio específicos para la educación especial, destacó que se tienen que adecuar los planes de trabajo de la educación regular a las diferentes necesidades de los alumnos del CAM.

Manifestó que carecen de infraestructura para dar las atenciones que los alumnos requieren y siempre quedan al final a la hora de la repartición de material didáctico para profesores, de tal manera que los materiales y herramientas de apoyo: como sillas de ruedas, son donadas por instituciones privadas.

Respecto a la afectación que sufrieron por la pandemia, comentó que la principal barrera fue el difícil o nulo acceso a internet con el que cuentan los alumnos, esto combinado con la dificultad que tienen para conectarse solos y hacer uso de la tecnología.

Al preguntarle si el regreso a clases presenciales pondría fin a las dificultades, la psicóloga expresó que esto generaría otras dificultades como la deserción de los alumnos al no poder adquirir los insumos de limpieza personal por y del plantel por falta de recursos económicos, ya que las escuelas de educación especial no cuentan con auxiliar de limpieza y ésta queda a cargo de los padres de familia y docentes.

Explicó que los alumnos del CAM muchas veces padecen otras enfermedades aunadas a la discapacidad lo que los coloca en una situación de vulnerabilidad ante el Covid-19 por lo que considera innecesario el regreso a clases presenciales hasta que no se cuente con las condiciones óptimas para el alumnado.

Finalizó recalcando que hace falta mucho trabajo en el campo de la educación especial y que no basta el trabajo administrativo, mientras en el campo hace falta capacitación a los docentes, planes de trabajo enfocados a las necesidades de los alumnos y la elaboración de cursos que aborden de fondo los trastornos y discapacidades para que los docentes, pedagogos y psicólogos tengan más herramientas a la hora de trabajar con los alumnos.

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page